La Fundación Alimerka y la Cocina Económica de Oviedo mantienen desde hace años una estrecha relación de colaboración que se basa, principalmente, en la donación de alimentos. La organización benéfica acude cada día a los almacenes centrales de Alimerka para recoger todos los excedentes y productos retirados de la venta por motivos comerciales. Entre los alimentos donados se encuentran muchos frescos, como lácteos, carnes envasadas, vegetales y frutas; así como otros alimentos de “seco”, como legumbres, cereales, etc. Según datos de la Cocina, más del 80% de los alimentos con los que la entidad elabora las comidas y cenas para sus usuarios proceden de esta donación, que en 2020 ascendió a 171.426 kilos y que tiene un valor económico aproximado de 300.000 euros.

Agradecimiento infinito del presidente de la Cocina Económica de Oviedo

El presidente de la Cocina económica, José García Inés, valora así esta colaboración: “Nuestro agradecimiento es infinito. Si tuviéramos que pagar todos estos alimentos estaríamos en una situación muy complicada. Desde la fundación están siempre pendientes de nuestras necesidades”. Además, recientemente la Fundación Alimerka ha hecho entrega a la Cocina económica de una furgoneta que facilitará esta recogida. El vehículo, de combustión híbrida y por lo tanto más sostenible, está dotado de un sistema de refrigeración que permite asegurar la adecuada conservación de los alimentos. “Antes teníamos que pedir favores a gente conocida para que nos prestasen este tipo de vehículo en momentos puntuales y ahora contamos con una furgoneta propia de primer nivel. Estamos muy agradecidos”, asegura García Inés.

Los excedentes de Alimerka llegan a quien más lo necesita.

El director de la Fundación Alimerka, Antonio Blanco, destacó el trabajo de la Cocina económica, que hace posible que todos estos alimentos lleguen a personas que los necesitan. “Esta colaboración permite que durante todo el año se distribuyan los excedentes de la empresa y lleguen a personas en situación de vulnerabilidad mediante su distribución tanto en los menús diarios del comedor como con la entrega de bolsas que han realizado durante estos meses de pandemia”. Esta acción se enmarca en el programa “Alimentos sin Desperdicio”, mediante el cual la Fundación Alimerka gestiona la donación de los excedentes de la empresa Alimerka, tanto en los supermercados como directamente desde sus almacenes centrales de Lugo de Llanera.

 

Noticia: Cope